Fasano São Paulo

  • Rua Vittorio Fasano, 88, Sao Paulo, Brasil
  • Jardins
  • 64 Habitaciones

Agregar a los favoritos

Reservar en

Los especialistas en hoteles de la Guía MICHELIN

Ver habitaciones y precios

Fasano São Paulo

  • Rua Vittorio Fasano, 88, Sao Paulo, Brasil
  • Jardins
  • 64 Habitaciones

Agregar a los favoritos

19,3
Los viajeros han valorado este hotel con una calificación de 0 a 20

El nombre de la familia Fasano es bien conocido en Sao Paulo. En el ámbito de la alta cocina esta familia cuenta con más de 100 años de experiencia en el negocio de la restauración, habiendo traído de Milán la más alta gastronomía italiana. Su restaurante bandera, cuyo nombre es simplemente Fasano, lleva presidiendo desde 1990 esta avenida privada, que recibe el nombre del bisabuelo, Vittorio Fasano. Ha sido en el año 2003 cuando esta familia se ha hecho con su primer hotel.
Todo hotel que pueda contar con un restaurante decente se puede considerar afortunado. Este hotel ha tenido la gran suerte de haber nacido al lado de un gran restaurante. Además, el distrito de Jardim Paulista alrededor de la Rua Vittorio Fasano cuenta con las tiendas y boutiques de mayor categoría de Sao Paulo, otra circunstancia afortunada para cualquier hotel.
Especialmente para un hotel de su clase. Estamos ante un lugar en el que el diseño discreto y sutil no actúa como refugio para huéspedes que no desean publicidad, sino más bien como un fondo contra el que pueden brillar aún más. A diferencia del extravagante y encantador Hotel Unique, el Fasano es sobrio y elegante, con una fachada de ladrillos rojos estilo inglés y un hall lleno de imponentes sillones de cuero. Claramente no estamos ante un lugar para esconderse, sino un lugar para que se nos vea. Desde los sillones se puede disfrutar del constante ir y venir de viajeros ricachones y lugareños a la última que pasan por la recepción para dirigirse luego al Baretto, el bar de jazz (por si su nivel de portugués no le permite adivinarlo), que ha sido recomendado por la revista Wallpaper*.
¡No se deje engañar por el precio! Aunque estemos ante un precio modesto por noche, comparado con lo que es habitual en Nueva York o Londres, esto se debe al mercado turístico en el que se enmarca y no es un reflejo del valor de este hotel. Pese a ser tan sorprendente y glamoroso como cualquier hotel boutique estamos ante un auténtico hotel de lujo cien por cien, no solo el más vanguardista de Sao Paulo, sino también el más refinado teniendo en cuenta sus instalaciones de primera como el health club en la última planta y algunos de los cuartos de baño más caros del planeta.
Como es de imaginar, el servicio es extraordinario con un personal siempre atento, sin ningún atisbo de servilismo improcedente que con frecuencia surge a raíz de complejos postcoloniales. Y claro, tampoco está nada mal que el personal iguale en atractivo a los clientes. No se espere una piscina olímpica, puesto que siguiendo la moda imperante se ha preferido optar por piscinas pequeñas y pintorescas. Le aseguramos que la vista desde arriba le hará olvidar cualquier asunto relacionado con el tamaño. Y por supuesto, tenemos que mencionar el restaurante, el hermano mayor de este hotel en el que podrá ver con sus propios ojos, y saborear, por qué esta familia es tan famosa, si es que no ha logrado mostrárselo aún el hotel.

Continuar en Tablet Hotels

Localización

Restaurantes cercanos al hotel